Yenifer García: “No pararé hasta conseguir mis sueños y hacerme un hueco en el maravilloso mundo de la moda”

yengarcidor@modacanaria | Yenifer García Dorta, o YenGarciDor (su nombre artístico), es una modelo tinerfeña que hace apenas un año puso cara a la firma canaria “Chifladera” en una de las vallas de la autopista del norte. Desde que fue elegida en 2010 Chica Carrefour, Yenifer no ha parado, hasta tal punto de desfilar para  diseñadores de la talla de Juan Carlos Armas o Marco y María. Actualmente está inmersa en un nuevo proyecto: una agencia de modelos que estará ubicada en el norte de Tenerife en la cual dará clases sobre moda y protocolo.

Moda Canaria.- ¿De dónde viene tu vocación como modelo?

YenGarDor.- Mi vocación como modelo viene desde muy niña, me atrevería a decir que desde que estaba en el vientre de mi madre. Ella siempre me dice que desde que empecé a descubrir el mundo y todo lo que me rodeada, mi primera inclinación fue, la moda. Era una niña muy despierta y mi pasión era ir a su zapatera para coger sus zapatos, sus vestidos, sus complementos y un toque de maquillaje… Ese era uno de mis juegos favoritos junto con el de vestir a mi gran colección de Barbies y crear diseños con telas que a mi madre le sobraban de algunos trabajos  que hacía con su máquina de coser.

Ella pasaba mucha vergüenza conmigo en la calle porque era muy observadora, crítica y me fijaba mucho en la vestimenta, maquillaje y peluquería de las mujeres.  Una vez, según cuenta mi madre, una señora iba caminando por la calle y yo con sólo dos años y medio, grité delante de mucha gente, diciendo lo horrorosos que me parecían los zapatos que llevaba aquella señora. Era muy crítica sin duda, y no me importaba decir lo que me gustaba y lo que no.

Aparte de estos momentos embarazosos por lo que hacía pasar a mi madre también pasó por sustos… Un día, mi madre puso su maquillaje en lo alto del lavabo y como yo no alcanzaba, busqué la forma de subirme. Una vez arriba, el lavabo se desplomó y se rompió en mil pedazos… Desde ese día me acompañan en mi espalda aquellas cicatrices que me recuerdan aquel accidente. Te podría contar muchísimas anécdotas muy divertidas sobre mi infancia y el mundo de la moda pero estas dos son las que más recuerda mi madre.

MC.- Sin duda el ser Chica Carrefour 2010 supuso el despegue de tu carrera como modelo. ¿Cómo recuerdas la experiencia?

YG.- Aquel día lo recuerdo como uno de los días más felices de mi vida… Resulta que paseando por el centro comercial Carrefour de Añaza, vi la publicidad que decía: ¿Quieres convertirte en modelo profesional?

Desde ese momento, me entró un fuerte deseo de cumplir mi sueño, porque era el momento ideal, había acabado mis estudios, había empezado a trabajar y no tenía nada ni nadie que me lo impidiera y menos que me lo prohibiera… me sentía con muchas fuerzas incluso después de una rotura sentimental de muchos años.

Recuerdo que, una vez presentada la documentación fui al casting sin saber cómo sería… yo había estado trabajando 9 horas y en cuanto salí me puse unos tacones, me peine un poco y me retoque el maquillaje, después de tantas horas trabajando.  Cuando llegué y me encontré una enorme pasarela con muchas  sillas, me quedé petrificada porque no lo esperaba, pero sabía que la ilusión de estar allí, valía la pena. Éramos unas 55chicas y era el momento de subirme a la pasarela. Reconozco que estaba en parte asustada y preocupada al ver mi sencillez en mi vestimenta ya que había escogido como outfit  unos pantalones vaqueros con los que llevaba trabajando todo el día, una camisa básica negra y unos taconazos altísimos que aumentaba mi altura en 1,90 cm aproximadamente. Yo en comparación a las demás chicas iba muy sencilla, ellas iban bastante arregladas, muy guapas e incluso de peluquería. Me sentía ilusionada pero mi autoestima en aquel entonces estaba muy bajita debido a diversos motivos personales.

El momento en el que subí a la pasarela y llegué al final, había un jurado compuesto por: Adasat Barroso (fotógrafo), Hañagua Fernández (modelo internacional), Gara Yanes (modelo internacional y directora de la agencia Shooting) junto con Estibaliz.  Una vez allí les sorprendió mi altura y me preguntaron mi medida. Seguidamente, me sorprendió que me hicieran hacer la pasarela tres veces y encantada, aunque muy nerviosa, lo hice.  De esas cincuenta y cinco  chicas, quedé semifinalista entre quince y la verdad no lo esperaba porque había mucha competencia.

El proceso de selección final se alargaba bastante hasta que, entre esas quince chicas que estábamos en la pasarela, de repente nombran a: Yenifer García Dorta. Esa señorita era yo, pero en ese momento recuerdo que estaba pensando en lo cansada que estaba para volver a trabajar tantas horas al día siguiente y en todo el trayecto que me quedaba para llegar a casa…imagínate que despistada estaba, que tardé en reaccionar hasta que volvieron a repetiría nombre y…¡ahí, si reaccioné!

No me lo podía creer y ese momento fue único, irrepetible y lleno de felicidad para mí. Desde ese día, gracias a agencias como Shooting, a mis profesores de fotografía y escuela EMF Realejos y a mi actitud de constancia y lucha no he parado, intentando conseguir mis sueños y hacerme un hueco en el maravilloso mundo de la moda.

yengarcidor

MC.-  ¿Cuál ha sido el trabajo como modelo que más te ha gustado?

YG.- La verdad que en todo este tiempo, desde el 2010 que empecé como modelo, he hecho trabajos muy gratificantes, pero siempre hay algunos que te marcan y son inolvidables. Mencionar, el desfile de los años 20 que hice para los grandes diseñadores Marco & María, a quienes adoro y admiro muchísimo.

Tengo que nombrar, el maravilloso desfile de carácter internacional que se celebró en el centro de congresos Magma de Adeje, III certamen de Jóvenes diseñadores del Atlántico en el que destacó la influencia de diseñadores de todo el mundo y la influencia de la Fashion TV. Lo recuerdo como uno de los desfiles más grandes y espectaculares de vida, era como desfilar en la Cibeles.

Continuando con los trabajos que me han gustado, no puedo dejar de recordar el catálogo de otoño-invierno 2013 de la firma canaria Chifladera. Un gran trabajo que veía reflejado en las enormes vallas publicitarias de la autopista de La Laguna y que me llenaban de satisfacción cada vez que pasaba por allí.

Por último, nombrar el desfile De Vega Alta Costura en Gran Canaria realizado este último fin de semana bajo la dirección de Mercedes Rivero directora de la prestigiosa agencia Model’s y Mónica P. Rodríguez directora de Marketing y Publicidad.

Fue un desfile en el que disfrutamos de los diseños de Onyxay con su diseñadora Lai Francisca, Ana Miranda, Oswaldo Machín con su colección de novias, Juan Carlos Armas con su colección de fiesta y cerrando el desfile el diseñador malagueño Rafael Urquizar. Un lujo sin duda el desfilar para todos estos maravillosos diseñadores.

A parte de estos maravillosos trabajos sigo soñando con grandes trabajos como modelo profesional a los que me gustaría acceder y seguir avanzando en todo lo relacionado con el mundo de la moda. Actualmente, estoy terminando mi curso de Personal Shopper, de estilismo y moda por la escuela internacional de estilismo y moda de Madrid.

MC.- ¿Cuáles son las cualidades que debe tener una modelo profesional?

YG.- Desde mi punto  de vista, una modelo profesional tiene que tener muchas cualidades atendiendo a su físico, personalidad e intelecto. En primer lugar, en cuando a su físico, está claro que dependiendo del tipo de trabajo de modelo que quieres ejercer, tienes que cumplir con unos requisitos esenciales y unas determinadas medidas.

Y además, ser consciente del canon de belleza que predomina en la sociedad en que te mueves.

Una modelo profesional, tiene que practicar deporte y llevar una dieta sana y equilibrada porque será la base fundamental para dedicarte al mundo del modelaje profesional.

En segundo lugar, en cuanto a la personalidad de una modelo profesional, destacar desde mi punto de vista que debe ser una chica humilde y buena persona ante todo. También luchadora, soñadora, inquieta, sociable, simpática, alegre y con actitud y carácter ante la vida y tomar iniciativa con valentía y ser arriesgada, dentro de un riesgo razonable. Además, ser constante en el día a día y responsable con su trabajo.

Por último, desde el punto de vista intelectual; una modelo profesional tiene que tener estudios si son universitarios mejor y estar siempre dispuesta a saber, aprender, conocer… porque sin duda, el saber no ocupa lugar y te enriquece como persona.

Por supuesto, un modelo tiene que ser conocedora de todo lo relacionado con el mundo de la moda; estilismo, tendencias, maquillaje, peluquería…

yengarcidor chifladera

MC.- ¿En qué se diferencia una modelo de una miss?

YG.- La diferencia para mí  es simple. Una modelo lleva la ropa, complementos, peinados, maquillaje que le pongan y cuando llega la hora de mostrarlos tiene que saber que lo que realmente tiene protagonismo, es lo que lleva. Una o un modelo exhibe y vende lo que lleva y disfruta con todo lo que le toca llevar ya que es portadora, por así decirlo, de la moda. Tiene unas determinadas medidas dependiendo del trabajo de modelo que quiera ejercer.

Sin embargo un miss, muestra su belleza, la vende, por así decirlo. No es portadora de la moda. Una miss es bella, tiene unas medidas determinadas atendiendo al canon de miss.

MC.-  Eres profesora de inglés y recientemente has anunciado tu colaboración con una escuela de formación para modelos, donde compaginarás ambas facetas: la formación y tus conocimientos y experiencia como modelo. Cuéntanos más cosas sobre la agencia, Zeus, y qué asignaturas vas a  impartir.

YG.- Sí, soy profesora de inglés y llevo ya desde el 2009 trabajando y me encanta a lo que dedico.  El modelaje es mi hobby por así decirlo pero reconozco que es mi gran pasión.

Junto con mis compañeros Alexis y Christian, queremos llevar a cabo este atractivo proyecto. Creemos que sería fundamental montar la primera academia de modelos en la isla porque el mundo de la moda actualmente tiene bastante repercusión.  Aparte de este hecho, hay que destacar que es fundamental la preparación de los modelos para que puedan dedicarse a lo que les gusta y estar preparados en el mercado laboral. Hoy en día se aprovechan mucho de la imagen de los modelos porque saben que éstos, están dispuestos a realizar trabajos relacionando con el mundo del modelaje sin nada a cambio y esto hace que el mercado laboral del mundo del modelaje aquí en Canarias no funcione.

En este proyecto denominado Academia Profesional de Modelos Zeus, yo aporto mi imagen, la formación y mis conocimientos y experiencia como modelo profesional.

Los cursos que yo impartiré serán:m,oda (la moda desde los inicios hasta la actualidad, tendencias) estilismo ( tipos de estilo, vestuario) , protocolo, pasarela, fotografía posado ante la cámara, tipos de sesiones de fotos) y certámenes.  Están serán las asignaturas que impartiré y destaco también que tendremos muchas prácticas de fotografía, pasarela, vestuario…

Señalar también, que habrán otras asignaturas como auto maquillaje que la impartirá mi compañera Sara Herrera. Noción de ritmos  y expresión corporal mi compañero Alexis, profesor de baile. Y por último, preparación física y dietas.

Creemos que todo esto es necesario para formar a un buen modelo. Estamos muy motivados e ilusionados con este proyecto y creemos en él porque aquí en Tenerife necesitamos una academia en la que salgan modelos cualificados y con futuros en el mercado laboral, que sean remunerados por su trabajo, que sepan desenvolverse en este mundo tan atractivo, que sepan cómo actuar en las agencias de modelos, que sepan sus derechos y deberes.

MC.- Yeni,  háblanos un poco de ti. ¿Te gusta ir de compras?

 YG.-  Me encanta ir de compras, soy adicta a las compras y a veces no tengo el control sino que las compras tienen el control sobre mí. Soy muy caprichosa y cuando algo me gusta no miro el precio muchas veces, ni la marca pero si que miro la calidad de las prendas y reconozco que no miro la comodidad. Tengo muy grabado ese dicho que dice:” Antes muerta que sencilla” o “para presumir hay que sufrir”.

MC.- ¿Qué tiendas te gustan?

YG.- Las tiendas que me gustan y que suelo comprar son: Mango, Zara, Cortefiel, Máximo Dutti, tiendas Ooh, Sandahy in & out, Guess y otras. En cuanto a marcas pues suelo comprar mucho Guess, Axel (complementos) me encanta Valentino, Chanel y en general casi todas las marcas aunque mi nivel económico no me permitan disfrutar de ciertas marcas.

MC.- Por último, ¿cómo definirías tu estilo?

YG.- El estilo que mejor me sienta sin duda y mi preferido es el formal; me encantan las prendas llenas de elegancia, sutileza, delicadeza pero a la vez destacando el lado femenino y sensual de la mujer. Son piezas de ropa que no puede faltar en mi vestuario. Mi prenda favorita, los vestidos.

Para acabar, me gustaría matizar que a la hora de vestir soy muy camaleónica y atrevida; no soporto la idea de verme siempre vestida de igual forma o de llevar siempre el mismo estilo. Me encanta cambiar, variar y atreverme con cualquier estilo, siempre que me siente bien. Me atrevería a decir incluso a veces que soy radical porque puedo pasar de un estilo rockero al más clásico. Mi problema es que casi todo me gusta desde lo más raro y extravagante hasta lo más sencillo.

También te puede interesar