Mom, skinny, boyfriend o girlfriend jeans: ¿cuáles elijo?

@modacanaria | Ya sabemos que un buen pantalón vaquero es un básico de armario. Y últimamente son varios los modelos que más han estado (y siguen estando) de moda, y que han formado parte de esos básicos, convirtiéndose en imprescindibles en nuestro día a día. Hablo de los mom, skinny, boyfriend y de los girlfriend jeans. ¿Te suenan?  ¿Conoces sus diferencias? ¿Cuáles te sientan mejor?

Mom jeans

Típico de los años 80, el mismo corte que llevaban nuestras madres (de ahí su nombre), se caracterizan por ser pantalones hasta la cintura, la cadera más bien suelta (no ceñidos a la entrepierna) y algo entubados en la parte inferior.

A quiénes favorecen: depende del corte, del color del tejido y de los adornos, pero por lo general sientan bien a todo tipo de mujeres, especialmente aquellas que quieran acentuar la cintura y alargar visualmente las piernas. 

Skinny jeans

Son vaqueros elásticos, que se ajustan al cuerpo a la perfección.

A quiénes favorecen: a las chicas bajitas, dado que estilizan visualmente las piernas y las hacen parecer más altas, o cuerpo con curvas o silueta reloj de arena.

Boyfriend jeans

Cuando Katie Holmes se puso unos vaqueros de su por aquel entonces pareja (Tom Cruise, para auqellos que no siguen la prensa rosa) tuvo tal éxito que varias marcas decidieron comercializar la línea boyfriend jeans para mujeres. Se trata de unos pantalones de corte recto, tiro bajo, y de cadera y de cintura ancha.

A quiénes favorecen: por lo general a las mujeres que no tienen la cadera ni la cintura muy marcada, dado que este corte le dará más volumen a su parte inferior, también a aquellas que tienen las piernas muy delgadas y quieran disimularlas.

Girlfriend jeans

Dicen que son la evolución de los boyfriend, dado que tienen un corte más femenino, son más ajustados pero no pegados al cuerpo y tienen un talle alto. La silueta es clásica y el tejido, por lo general, suele ser rígido.

A quiénes favorecen: a las mujeres con cuerpo atlético o triángulo invertido, esto es, que tienen los hombros más anchos que sus caderas.

Evidentemente hay determinados detalles para que un corte nos siente bien o no, como los bolsillos, su tamaño y forma, el color, el bajo, el corte de la cintura, el propio tejido, etc. Por tanto, ¡nunca dejes de probarte un pantalón vaquero! ¡Seguro que encuentras el perfecto!

También te puede interesar